• rodolfom2

MODIFICACIONES AL SEMÁFORO

El día de hoy el Ministerio de Salud Publicó un nuevo Acuerdo Ministerial, el 32-2022, en el cual modifica el sistema de punteo y los aforos del semáforo. En pocas palabras, se relajan las restricciones pero no tanto los colores.

Estoy de viaje con mi familia fuera del país, así que no podré hacer una explicación detalla de todos los cambios hasta la noche, pero dejaré aquí unas primeras impresiones. Lo mismo sucede con el calculo del color en el que queda cada municipio, el que por ahora hay que hacer a mano porque las tablas de datos de la plataforma no están preparadas para ser automatizadas. Les dejo en la imagen los municipios principales del departamento de Guate y mas noche publico el resultado nacional.

- A manera general, los aforos para el color rojo ahora son las que antes existían en color amarillo, así que la operación podrá muy cercana a la normalidad.

- La regulación de los colegios sigue en suspenso, lo que provoca incertidumbre. Como consuelo, puedo decirles que será muy difícil que el municipio de Guatemala llegue a estar en color rojo de nuevo, lo mismo que otros municipios urbanos.

- Se introduce el aforo por porcentaje de ocupación para lugares con butacas, sillas o bancas, por lo que restaurantes, cines, iglesias y teatros se miden por porcentaje de ocupación ahora, lo que creo es más conveniente para ese tipo de actividades.

- A las iglesias les colocan límite de tiempo para sus eventos, lo que es retroceder a la primera regulación que se publicó en 2020. No hace sentido que limiten a una hora a aquellos que quieren cantar en la iglesias, pero no hay límite de horario para aquellos que cantan en conciertos o bares.

- Como nota positiva, las autoridades de salud implementan este cambio cuando los casos aún no han bajado a nivel nacional, reconociendo que las hospitalizaciones y mortalidad están muy bajos y el riesgo es menor.

- Como nota negativa puedo decir que se siguen considerando la cantidad de contagios dentro del punteo del semáforo y eso debería ser eliminado. Si vamos a tener un semáforo en el 2022, debería considerarse los ingresos hospitalarios y la mortalidad únicamente.

Termino diciendo que estos cambios llegan más tarde de lo esperado y no tan atrevidos como lo deseado, pero son un paso en la dirección correcta. He venido diciendo por año y medio que el semáforo es una herramienta política más que sanitaria, así que no vale la pena leer mucho si hace sentido o no las restricciones, debes considerar el entorno político para entender por qué se hace.

Lo ideal sería que el semáforo funcionara como en El Salvador, como un mapa de información sobre el riesgo del contagio y no como un sistema restrictivo. La responsabilidad de cuidarse debe ser individual y no debería restringirse para nada la operación de ninguna actividad, y así lograr la recuperación de la normalidad.

17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo